Teatro: "Capullo, quiero un hijo tuyo" en Sala AZarte

La premisa de Capullo, quiero un hijo tuyo podría ser la de cualquier comedia de multicine de sábado en Antena 3, pero lo interesante, es que bajo la superficie de una sencilla comedia sin más pretensión que entretener, nos encontramos con una interesante reflexión de las dificultades que tienen dos mujeres que quieren ser madres.



El argumento de Capullo, quiero un hijo tuyo gira en torno a una pareja de mujeres que quieren ser madres, pero debido al alto coste de una inseminación privada y el tiempo de espera que hay en la sanidad pública, deciden conquistar a un hombre y quedarse embarazadas de él. El problema se agrava cuando el sexo va más allá del objetivo inicial.

Estamos acostumbrados a que la mayoría de comedias que vemos en la cartelera tienen como protagonistas a una pareja heterosexual, por lo que se agradece que obras como Capullo, quiero un hijo tuyo apuesten por una pareja de mujeres. La obra aborda temas como la maternidad, las relaciones de pareja y la familia, pero todo desde una perspectiva cómica, que nos ayuda a entrar de lleno en ella.



Un punto muy positivo de la obra es que los personajes están muy bien construidos: por una parte, Diana y Mamen funcionan como la perfecta pareja de carácteres muy distintos. Mientras que una tiene más templanza y es más serena, la otra es más impulsiva y emocional. En cuanto a los chicos, el Lucas es el "capullo", un personaje idealista y algo torpe, y Puki, su amigo, es un gran recurso cómico.

A nivel interpretativo, me gustó mucho la química entre Raquel Pardos y Fátima Baeza, y cómo eran capaces de pasar de una escena cómica a otra más sentimental. Por otra parte, Mario Redondo interpreta muy bien el personaje de bobalicón enamorado y Sergio Bezos demuestra que es un cómico innato. Javier Durán, director y dramaturgo, ha demostrado que la comedia es un género en el que sabe moverse y ha creado un texto que combina muy bien los gags con una complicada realidad.




En líneas generales, Capullo, quiero un hijo tuyo me ha parecido una comedia muy entretenida, con personajes muy humanos, que aun llevados al extremo en algunos momentos, son totalmente reales. No es de extrañar que lleve varias temporadas sobre los escenarios y que haya conseguido conectar con el público gracias a su buen reparto y a un texto que va más allá de una simple comedieta de enredos.





-----------------------------------------------------------------------------------


Capullo, quiero un hijo tuyo

Sala AZarte: Calle San Marcos, 19. Madrid.
Fechas: 14 de junio a las 21h
Entradas: desde 12€ por Atrápalo 


No hay comentarios:

Publicar un comentario

BUTACA DE PRIMERA EN INSTAGRAM