lunes, 17 de julio de 2017

Teatro: "La Pilarcita" en el Teatro Lara


Están las personas que buscan el milagro queriéndolo de forma inmediata y hay quien lo va labrando poco a poco, en su día a día, para conseguir las cosas más grandes que hayan podido soñar. Las prisas no son buenas consejeras, por ello los grandes logros llevan su tiempo, todo debe dejarse macerar, cocinar a fuego lento para que salga todo en su punto. Las prisas nunca son buenas consejeras, por eso es rara la ocasión en la que se cumplen los milagros justo cuando se necesitan, es mejor que la suerte (o el destino) te pille trabajando.








Una pareja muy urbanita llega a un pequeño pueblo de Extremadura, alojándose en un sencillo hostal y coincidiendo con la festividad tradicional que homenajea a una "Santita popular". Allí se encontrarán con las jóvenes que regentan el establecimiento, momento en el cual se irán descubriendo las grandes diferencias que existen (o no) entre la estresada gente de ciudad y humilde gente de pueblo.




Precedida de gran éxito en Argentina, desembarca este verano en el Teatro Lara de Madrid, La Pilarcita, una historia de costumbres, de tradiciones, de vida de pueblo, pero también de sueños, ilusiones y esperanzas. La obra refleja a la perfección todos esos aspectos, logrando sumergirnos en las entrañas de una pequeña y humilde casa de pueblo. Todas las costumbres de un pequeño pueblo de la meseta (en este caso de Extremadura) se ven reflejado en este tierno collage de lo que es la vida lejos de las grandes ciudades, en donde las cosas suceden a otro ritmo y la gente se mueve con otras prioridades.




Sin lugar a dudas uno de los mayores méritos de la obra es la escenografía, diseñada por Chema Tena y David Mínguez, que nos traslada desde el momento que entramos en la sala al patio extremeño donde se desarrolla la historia. Magníficamente ambientada, toda la escenografía nos hace sentir tanto el bochorno del día como el típico frescor de la noche estival a la luz del candil; compartir la sed de la protagonista y las ganas de remojarse los pies con la manguera del patio. Con todo lujo de detalles, el espacio creado se convierte en un personaje más, con su piscina para mojarse los pies, su mesita para coser al fresco o sus cuerdas para tender la ropa...una maravilla.




Con un bonito texto de María Marull y la impecable dirección de Chema Tena, La Pilarcita nos trae a tres personajes para tres grandes actrices, Selva (Mona Martínez), la estresada mujer de ciudad que llega al hotel con su enigmática pareja y una extraña situación que no se desvelará hasta el final, Luisa (Fabia Castro), la hija de los dueños del pequeño hotel y que regenta el mismo, y Lucía (Anna Castillo), la amiga de Luisa a la cual ayuda en el hotel a la vez que sueña con un futuro más esperanzador y bondadoso. Tres personajes que buscan cosas muy diferentes en la vida, pero que de repente se encuentran frente a frente, apareciendo la empatía, la solidaridad y la lucha en común en la búsqueda de sus sueños tan dispares.



Tres actrices que le dan su peculiar estilo a cada personaje, consiguiendo tres interpretaciones de gran mérito. Mona Martínez es la elegancia llegada de la ciudad para asombrar a las chicas del pueblo con sus trajes y sus tacones. Un personaje marcado por la elegancia pero con un punto extravagante que le va muy bien como contrapunto al personaje y que encaja perfectamente con el tono general de la obra. Actriz curtida en la televisión y el teatro, ha participado en series como "Vis a Vis", "Isabel" o "Hispania, la leyenda". En teatro ha participado en obras tan relevantes como "Rinoceronte", "Dios K", "Montenegro" o "Ensayando don Juan".




Por su parte Fabia Castro es todo lo contrario, una chica de pueblo que asume su vida y se adapta a ella, sin darle muchas vueltas sabe que su vida debe estar en el pueblo, regentando el hotel y ejerciendo de médico. Es una chica que se ve atrapada en un lugar que no le gusta, que persigue a un chico que no le hace caso y que busca en lo cotidiano pequeñas alegrías con las que endulzar su vida.
La actriz se encuentra en un momento dulce, con hasta cuatro obras estrenadas este año, entre las que destaca la conmovedora "Petra y Carina" que ya ha representado en los Luchana y en Nave 73. A lo largo de su carrera ha participado en cerca de una veintena de obras, entre las que destacan "Vooyeur", "Periodo de reflexión", "Comedia fallida" o "En la otra habitación".



En este triángulo de fabulosas actrices, la reina de la obra es sin lugar a dudas Anna Castillo, en estado de gracia desde que triunfase en "La llamada", para ella es una vuelta a casa después de su salida de la obra para saltar a la fama con su papel en "El Olivo" que le valió el Goya a la actriz revelación. Su meteórica carrera le ha llevado en poco tiempo a ser una de las actrices más solicitadas del momento. Su papel es el de una soñadora, algo alocada y llena de vitalidad, que enciende y alegra todo lo que toca, aunque ella vive angustiada con la idea de salir del pueblo para irse a descubrir mundo. Un papel redondo, lleno de ternura, humor y frescura, capaz de llevar el ritmo de la obra para que el buen rollo envuelva toda la historia.




En la historia hay un cuarto personaje, Joaquín (Alex de Lucas), que nos trae la "banda sonora", guitarra en mano y a modo de juglar, para enlazar escenas según transcurre la historia. El personaje sin duda más fallido de la obra, ya que no aparece hasta bien avanzada la trama pero al final se convierte en pieza fundamental para conocer el final de la historia.
Y por último, un personaje que no aparece en toda la obra aunque se habla de él durante la mayor parte del tiempo, un misterio a resolver, una duda sembrada al espectador...

En resumidas cuentas, una obra que te deja una buena sensación de frescor, de seguir creyendo, de jóvenes con ansias de libertad y de crecer. Una preciosa historia, un pequeño cuento que te encoge el corazón tras observar esas ganas de vivir de las protagonistas y ese intento de buscar la felicidad.

------------------------------------------------------------------------------
La Pilarcita
Teatro: Lara
Dirección: Corredera baja de San Pablo 15
Fechas: Domingos a las 21:15
Entradas: Desde 16€ en teatrolara, entradasymas, atrapalo, taquilla.com