domingo, 26 de julio de 2009

Las Huellas



Andrew Wike, un afamado escritor inglés, el cual vive en una mansión domótica, invita a tomar un té al amante de su mujer, Milo Tindle, que es un aspirante a actor con un encanto y un atractivo indiscutible. Milo acceder a ir a casa de Andrew porque tiene la intención de pedirle que conceda el divorcio a Maggie, la esposa, pero a Andrew parece que lo único que le interesa son los juegos mentales a los que somete al amante de su esposa....y hasta aquí puedo leer.

La película original es del año 1972, pero en 2007 se hizo un remake, que para mi gusto está a la altura de la primera. Ambas películas son iguales pero diferentes, las dos están adaptadas perfectamente al tiempo en que las han rodado.

El guión está basado en una obra teatral de Harold Pinter, en la versión de 2007 ha participado como guionista el mismo Harold y la ha dirigido Kenneth Branagh.

La fotografía de las dos versiones es fantástica, aunque en la de 2007 me llama especialmente la atención por las posiciones de cámara y la simetría taaaan bonita que han mantenido en muchas tomas. De la del 72 me quedo con el sótano de Andrew....podrías encontrar de todo.

En las dos han elegido a actores de primera....Laurence Olivier, Michael Caine y Jude Law. Lo curioso es que Michael Caine ha tenido la oportunidad de encarnar a los dos personajes, los cuales ninguno de ellos tienen desperdicio.

Yo recomendaría ver las 2, ambas son geniales, cada una en su estilo, pero geniales.